Los corazones laten fuerte

Los corazones laten fuerte

Film Netflix
Vea ahora
8.9

Muy bueno

Una película sobria y agradable sobre Frank y su hija Sam que se encuentran con un éxito musical en sus manos, justo cuando Sam está a punto de irse a la universidad. Hearts Beat Loud es un hermoso drama dirigido por personajes que bien vale la pena ver.

Cuando la vida te da opciones, ciertamente es difícil elegir. ¿Vas a la universidad y te preparas para convertirte en médico? ¿O sigues una canción exitosa que escribiste con tu papá? Hearts Beat Loud toma la relación algo fracturada de un padre y una hija y muestra que la música puede trabajar para cerrar la distancia tácita.

Esta es una película a pequeña escala con personajes mínimos y escenas lánguidas y de voz suave. La película se abre en una antigua tienda de discos propiedad de Frank (Nick Offerman). El negocio no va bien y, en silencio, ignora el hecho de que su hija, Sam (Kiersey Clemons), se irá a la escuela de medicina en una semana. La persistencia infantil de Frank contrasta con la tranquila madurez de Sam. Sin embargo, acepta a regañadientes una sesión de improvisación musical, de la cual surge la canción bastante excelente, 'Hearts Beat Loud'. Frank lo pone en Spotify sin decírselo y empieza a explotar ...

La trama principal se enfrenta a las consecuencias de la inesperada popularidad de la canción, así como a los problemas financieros de Frank. Sin embargo, el núcleo de la película es la relación entre Frank y Sam. Tanto Offerman como Clemons imbuyen sus actuaciones con una comunicación tácita detrás del diálogo. La pérdida de la esposa de Frank / madre de Sam claramente arroja una sombra sobre ambos. Es el combustible detrás del deseo de Frank de mantener viva su pasión musical. Sin embargo, también es la razón por la que Sam quiere dejar atrás los recuerdos.


Es al principio de la película cuando se escribe la canción Hearts Beat Loud, lo que conduce a un montaje extendido de tomas de composición. Por satisfactoria que sea, la escena es indicativa de varias en la película; al borde de demasiado tiempo. Tal cosa delata la ausencia de una trama significativa, pero en su mayor parte, la suave banda sonora y la cálida cinematografía te envuelven para que no te importe.

Los grandes momentos emocionales son en realidad los más moderados y elaborados por expertos del director Brett Haley. Cuando Frank toca nerviosamente su nueva canción, 'Everything Must Go' para Sam, la cámara se acerca lentamente a él por la mitad y luego cambia para reflejar la toma reduciendo la velocidad hacia Sam en reversa. Llegamos a experimentar la emoción que ambos sienten en tomas largas e ininterrumpidas. Algo que luego se juega con euforia cuando actúan juntos.

Haley no está interesada en mostrarnos el disfrute de la pequeña multitud; es la reconexión de sus personajes lo que es su enfoque.

A pesar de algunas tramas secundarias que parecen interesantes que toman los bordes de la película (la cleptomanía de la madre de Frank y la carrera artística de la novia de Sam, por nombrar dos), la narrativa se centra sabiamente en el dos protagonistas y su viaje emocional, sutil como es. Hearts Beat Loud es una película para sentirse bien tranquilamente confiada que bien merece su tiempo.

Palabras de Michael Record

Bueno

  • La banda sonora te invade
  • Historia de bajo perfil
  • Grandes personajes

Malo

  • Algunas parcelas secundarias quedaron colgadas
  • ¡Puede ser demasiado discreto para algunos gustos!
8.9

Muy bueno

Deje un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes HTML etiquetas y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>